Mes: noviembre 2017

I Domingo de Adviento. “B”

  Is. 63,16-17.19;64, 2-7; Salmo 79; ICor. 1,3-9; Mc. 13,33-37   Is. 63,16-17.19;64,1.6-7.- «Tú eres nuestro Padre. Abraham no sabe de nosotros». Al inicio de este nuevo año litúrgico nos dirigimos a Dios con este título: ¡Padre!, que es el centro de nuestra religión, porque así es como Dios se ha revelado en Aquél cuya fiesta preparamos para celebrarlo como nuestro hermano en la carne. ¿De dónde brota tal audacia? Ciertamente, no de nuestros méritos, sino de la bondad de Dios, de su voluntad, manifestada «en los últimos tiempos», de hacer de cada uno de nosotros un hijo. En esta alianza que quiere hacer con nosotros, él nos asegura su apoyo; a nosotros no nos resta más que tener confianza en él, amarlo y servirlo como compañero de viaje, hermano y padre.   Salmo 79.–  Lamentación pública en una grave desgracia: invasión militar. El estribillo señala el tono, ensanchando cada vez más el nombre divino. Trasposición cristiana. La imagen de David la asume Cristo, como concentración del pueblo de Dios, Jn. 15,5, y después se la pasa a su iglesia. Como Cristo, también la iglesia es pisoteada y entregada a las contiendas y burlas de los enemigos. Con Cristo la iglesia invoca la ayuda de Dios, y en Cristo contempla la iglesia el rostro de Dios que brilla con poder y clemencia.   1Cor. 1,39.- Cristo don de Dios...

Read More

ME SACIARÉ DE GOZO EN TU PRESENCIA.

El último artículo del credo es: “creo en la vida del mundo futuro”, es decir, creemos que después de esta vida, si hemos vivido en Cristo, con Cristo y por Cristo, obtendremos la vida dichosa junto a Él. Se cumplirá lo que expresan los salmos: “caminaré en presencia del Señor en el país de la vida, me saciaré de gozo en su presencia, alabaré por siempre su misericordia”, estas y muchas expresiones más de los salmos que han tenido su plena realización en Cristo Rey, vencedor de la muerte y del pecado. Tomás de Aquino tiene esta sencilla reflexión sobre este artículo del Credo, que nos ayuda a meditar este periodo del tiempo litúrgico, fin y comienzo de un año.   Santo Tomás de Aquino.   Adecuadamente termina el Símbolo, resumen de nuestra fe, con aquellas palabras: «La vida perdurable. Amén.» Porque esta vida perdurable es el término de todos nuestros deseos. + La vida perdurable consiste primariamente en nuestra unión con Dios, ya que el mismo Dios en persona es el premio y el término de todas nuestras fatigas: Yo soy tu escudo y tu paga abundante. Esta unión consiste en la visión perfecta: Al presente vemos a Dios como en un espejo y borrosamente. Entonces lo veremos cara a cara. + También consiste en la suprema alabanza, como dice el profeta: Allí habrá gozo y alegría, con...

Read More

“Amad la justicia…

  “A nuestro mundo le falta Sabiduría” (JPII). los que gobernáis la tierra”. Así comienza el libro de la Sabiduría (1,1). Inicia con una advertencia a los que ejercen la función real cuya misión única es preservar la justicia, la verdad y el derecho; velar por los más débiles, garantizar el equilibrio en la impartición de justicia. Más adelante en 6,1 dice: “escuchad, reyes, y entended; aprendedlo, gobernantes del orbe hasta sus confines; prestad atención los que gobernáis los pueblos y alardeáis de multitud de súbditos; el poder os viene del Señor, y el mando, del Altísimo: él indagará vuestras obras y explorará vuestras intenciones”. Representa a Dios y como tal, el rey está para evitar los abusos y las injusticias, para garantir la justicia que Dios quiere; evitar que el pez grande se coma al chico. La fuente del poder es Dios y el camino sus mandamientos. Estimado lector, si usted no participa de la fe bíblico-cristiana, puede leer, igual, este texto. Se trata de la sabiduría de un pueblo, sabiduría fraguada, decantada con el paso de los siglos y que busca iluminar los enigmas más profundos del hombre igual que sus quehaceres más cotidianos. Si los griegos podían alardear de su amor a la sabiduría, (filosofía), los hebreos presentan su propia sabiduría, no ya para trazar una teoría del conocimiento o del ser, sino para que el...

Read More

Nuestro Señor Jesucristo, Rey del Universo.

  Ez.34,11-12. 15-17; Sal.22; 1Cor. 15,20-26.28; Ev. Mt. 25,31-46   ……, en cuanto a ti, rebaño mío, he aquí que yo voy a juzgar entre oveja y oveja, entre carneros y cabrones….!   Importancia de Dios, importancia del hombre, importancia de la historia y del cosmos, son los tres temas de la celebración de Cristo, Rey del Universo. Y también la ocasión para celebrar la soberanía indiscutible de Dios, no en la lejanía, sino en la proximidad del hombre y de su historia. Sí, él reina en nuestro corazón y de ahí debe brotar para reinar también en el mundo, (Orígenes. Oficio de Lecturas) Llegamos al final del Año Litúrgico con la visión esplendorosa del final de la historia: Digno es el Cordero que fue inmolado de recibir el poder, la riqueza, la sabiduría, la fuerza y el honor. A Él la gloria y el imperio por los siglos de los siglos. (Antífona de entrada)   Cristo, primicia de entre los muertos, es la causa de la salvación universal. Por la desobediencia de un hombre, entró el pecado en el mundo y por el pecado la muerte, de la misma forma, por la obediencia de otro hombre, todos fuimos hechos justos y se nos devolvió la vida. (cf. Rom. 5, 12-21). Cristo es constituido Señor de la historia y Rey del universo porque ha vencido el pecado y la...

Read More

Corría el 1908… (1a. parte)

  México parecía, avanzar seguro bajo la guía del D. Porfirio. El 19.02.1908, encontramos una carta del Sr. Madero a don Victoriano Agüeros, desde S. Pedro de las C, donde trata el asunto del libro que intenta editar y anda en busca de una casa impresora que se atreva a hacerlo, y al menor costo posible. «En cuanto al libro que estoy preparando, también abordo la cuestión con valor, pero si éste me sobra, nunca tendré la competencia del Sr. Bulnes para tratar esta cuestión; pero a pesar de ello, espero que mi libro servirá para orientar definitivamente los esfuerzos de todos los independientes, pues opino como usted y sus colaboradores que el único principio que debemos proclamar es el de la no reelección». El 1º. de febrero de ese año, Madero envió una solicitud al Gral. Porfirio Díaz,  en los términos siguientes: «Muy respetable Señor: Íntimamente convencido de los grandísimos beneficios que acarrearía a la Comarca Lagunera, en particular y al país en general, la construcción de la presa en el Cañón de Fernández, para almacenar las aguas del Río Nazas y repartirlas en tiempo oportuno, he recopilado todos los datos que he podido adquirir sobre este asunto, y con ellos he escrito un pequeño folleto en el cual he procurado poner de bulto los beneficios. Como es bien conocido el interés que usted tiene en esta comarca,...

Read More

Suscríbete por correo

Únete a otros 1.727 suscriptores

Santoral

El Santo de hoy es
San Edgardo